Características y cuidados del pez globo


Entre los pobladores marinos con peor carácter es el pez globo. Correspondiente a la familia de los Tetraodontidae, sus espinas y su aptitud de expandirse como una pelota en los instantes en los que se siente atacado por algún depredador lo hacen único, pero asimismo algo arriesgado. Este sistema de defensa se completa con la utilización de una substancia increíblemente venenosa. Tal es el nivel de toxicidad de la substancia que segrega el pez globo que se estudia emplearla como analgésico en pacientes de cáncer.

Muy ágil, veloz y vistoso, de color amarillo o verde parduzco con máculas negras con apariencia de puntos, el pez globo es un ejemplar muy impresionante. No obstante, se aconseja que viva solo, en un acuario o pecera sin absolutamente nadie mucho más. Los otros ejemplares podrían ser devorados por el pez globo, que no se para no frente otros de su clase.

El espacio es un requisito primordial para su avance, tal como una temperatura tropical en relación a sus pretensiones: entre los 22 y 26º C.

En el momento en que se siente conminado, el pez globo tiene una reacción tragando agua con lo que incrementa su volumen hasta transformarse en una pelota, de esta manera no va a poder ingresar en la boca de sus contrincantes. Si el agresor logra coger desprevenido al pez globo y lo traga antes que se infle, la carne del pez globo tiene dentro un veneno mortal llamado tetrodotoxina.

A pesar del veneno, el pez globo es un sabroso manjar en El país nipón. La intoxicación por pez globo o ‘fuguismo’ es un inconveniente continuo para El país nipón. Recortar y cocinar el ‘fugu’ debe recaer sobre las manos de especialistas que tengan un certificado.

El pez globo puede amoldarse con determinada contrariedad a la comida seca, pero lo idóneo es darle de comer con caracoles o vermes.


Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.