Elegir peces para casa


Las macotas tienen la capacidad de hacerte muy feliz pero ellos necesitan toneladas de precaución y de atención. Si eres de aquellas personas que no puedes o no tienes los elementos precisos para ocuparte de un perro o de un gato pero deseas tener algún animal en el hogar, tus mejores compañeros serán unos peces.

Con relación a otros seres vivos, los peces son animales de bajo cuidado. Ellos no precisan ser peinados, lavados, paseados, etcétera. Tampoco precisan que les lleves al veterinario en tanto que los cuidados que precisan son muy básicos. Evidentemente, los peces no son tan cariñosos y mimosos como los perros o los gatos, pero te tienen la posibilidad de llevar a cabo compañía. Es muy entretenido verles nadar por su pecera y ver de qué forma se comportan con otros compañeros. Para comenzar tienes que escoger las especies de peces que mucho más atrayentes te simulen:

Peces de agua dulce tropicales: acostumbran a tener unos colores muy vivos. En la mayoría de los casos son peces pequeños, lo que quiere decir que tienen la posibilidad de vivir en un acuario pequeño. Para ti, un pequeño acuario o una pequeña pecera, no solo significa menos gasto, sino más bien asimismo que el nuevo inquilino ocupará poco rincón en la vivienda.


Peces de agua fría: precisan un mayor cuidado. Precisan mucho más oxígeno que los de agua dulce tropical, es por ello que su “casa” ha de ser mucho más delicada y tener unos filtros destacables.

Peces marinos tropicales: su hermosura viene acompañada de un precio considerablemente más alto. El equipo que tienes que obtener para su cuidado es mucho más costoso y ocupará considerablemente más lugar en la vivienda.


Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.